En pleno corazón de Asturies, donde ya de por sí se te quitarán las melancolías y otras penas, se encuentra este sofisticado spa que es pura tentación.

En un entorno natural privilegiado rodeado de montañas y naturaleza disfrutarás de increíbles días de relajación y conexión con la naturaleza.

Entrar al Mirador de Miranda, es hacerlo a un mundo de desconexión y relax para dejar atrás el mundanal ruido y sumergirse en su Spa, abierto 24 horas, en un estado profundo de equilibrio entre cuerpo y mente.

Un gran descubrienmiento que se posiciona entre los mejores y más destacados spas asturianos, donde es casi imposible no repetir la visita.