David Arango
David Arango en el programa "Más vale tarde" de LaSexta

Un lugar para perderse… Sin lugar a dudas, el suroccidente de Asturies. Me parece uno de los rincones más parados en el tiempo de toda España. Me vale cualquier pueblo de Ibias o de Degaña. Tienes que ponerte a mirar varias veces al día el reloj, porque tienes la sensación de que el tiempo está pasando mucho más despacio de lo normal.

Un lugar para vivir… Tuve varias oportunidades de marchar fuera a trabajar y decidí que si no me echaban de Asturies por falta de trabajo, mientras pueda ganarme la vida aquí, iba a seguir viviendo en Asturies, porque aquí soy feliz, tengo a mi gente y siento que formo parte de la tierra que piso por cuestiones culturales y sentimentales. Xixón es mi pueblo y no lo cambio por nada.

Un plato… Uno grande, ¡qué soy de buen comer! (risas). Me gusta mucho un plato que no se hace en ningún restaurante que yo conozca, el pote de berzas con castañas. Mi madre, que es de Zarréu, en el concejo de Degaña y todas mis raíces vienen de Ibias y Os Ozcos. Allí, cuando había castañas se echaban unas pocas en el pote y ese sabor a otoño me vuelve loco. En casa mis padres hay pote de berzas al mediodía, mínimo, dos veces a la semana.

Un postre… No soy muy llambión, soy más de salado. Me gustan mucho los helados y aunque no es un postre típico, el helado de La Ibense de Xixón es uno, como se dice ahora, un «must».

David Arango
David Arango en el plató de «El Tiempo TPA»

Una playa para pasar el día… Como playa, Estaño, pero como buena cabra que soy, prefiero el pedrero. Pasé mi adolescencia en el pedrero del camping de El Rinconín, en Xixón, tiene para mí un valor sentimental grande.

Un pueblín que no podemos dejar de ver… Sotres es para mí algo de lo más guapo que tiene Asturies. Con el tiempo voy a terminar teniendo una cabañina allí. Es un balcón de los Picos de Europa en mitad de los Picos de Europa. Caleyar por el pueblo o dar un paseo por el camino que une Sotres y Tielve, un día de invierno, con los picos nevados y luego comer queso Cabrales y una botellina de sidra es un placer muy barato.

Un chigre para tomar unos culinos… Como buen asturiano, nada más que sale el sol, salgo a la calle. Me gustan mucho los merenderos y en Xixón mi merendero preferido es Casa Segundo, donde se come muy bien y tienen una sidra casera que ta de restallu.

Un parque natural para visitar…¡Buf! Me gustan todos. Esto es como preguntarme a ver a quién quiero más, si a papá o a mamá… Los bosques del Parque Natural de Redes en el otoño, me parecen un espectáculo de visita obligada una vez al año.

Una fiesta a la que no faltar… Hace dos años que voy a la Nueche Celta de Granda, en Xixón, y me gusta mucho, por el ambiente y por la música en directo. Tengo muchas ganas de ir a la fiesta que organiza Rodrigo Cuevas en Vegarrionda , Piloña, me dijeron que era divertidísima. El año que viene no voy a fallar.

Un museo para recomendar… Hace poco conocí el Museo de la Sidra en Nava y lo disfruté mucho. Es una visita muy guapa y además pude completarse después con unas botellas de sidra en los llagares que hay en el concejo.

Un momento de la historia… Me gustaría estar en la coronación de Pedro Pidal, Marqués de Villaviciosa y de Gregorio Pérez “El Cainejo” en la primera ascensión al Picu Urriellu, en 1904. Fue un momento poco multitudinario, pero estar en ese abrazo que se dieron el Marqués y el Cainejo en la cima de El Picu me prestaría muchísimo.

David Arango

Un baile para pasarlo bien… En casa de mi padre, para que suene a folixa de las buenas, tienes que decir bail.le, porque si no no apetece tanto ir, ¡cuestiones sentimentales de la fonética! (risas). Desde guah.e el Carmín de la Pola fue la fiesta de todo el grupo de amigos de mi infancia en Xixón y parece que llega ese día y apetece volver a juntarnos todos allí.

Una palabra en asturiano que te preste… Seliquín, y no me preguntes el porqué, pero tiene una fonética que me parece preciosa. Y es chocante, me gusta repetida dos veces: seliquín, seliquín… como echándome la culpa por ser un burro. Tendrá que ver con recuerdos de guah.e y con broncas por ser muy bruto haciendo las cosas, no sé.

Una tradición que no pude perderse… Hay tantas que se están perdiendo… es una pena. A mi me gustaría mucho aprender bien, porque lo hago fatal, a segar con la gadaña y cabruñar curioso, y es algo a lo que le quedan dos días, porque los prados se siegan todos a máquina, por eso la gadaña va quedar para estar colgada de dos ganchos en los comedores rústicos.

Una expresión en asturiano que te preste… La cabra col viciu, da col cuernu en culu. La decía mi abuela muchísimo y es tan actual, que yo la repito a todas horas. Hay gente muy aburrida, que tiene mucho tiempo libre y terminan haciendo excentricidades y cosas rarísimas.